Enfermedades

Mujer en dolor

Signos y síntomas de nuestras enfermedades

Cuando se produce la trombosis, los síntomas pueden ser muy diversos:

 

  • Ningún síntoma o síntomas muy específicos;

  • O bien síntomas muy evidentes:

    • Fatiga intensa,

    • Dolor, o fiebre.

    • Hinchazón abdominal por líquido (ascitis ),

    • Ictericia.

Tratamientos

En el siguiente documento encontrarás toda la información:

Clasificación de medicina
 
Aneurismas.png

Aneurisma arterial-hepático

Lesión vascular, que puede desarrollarse a lo largo de todo el  trayecto de la arteria hepática, caracterizado por la dilatación de las paredes arteriales y que comunica con su luz, en forma de saco o un abdomen hinchado.

 

Las causas del aneurisma arterial hepático pueden ser una malformación congénita o secundaria, una infección o el ateroma.

 

Cavernoma portal

Conjunto de venas colaterales que  se forman en caso de obstrucción de la vena porta. Estas venas colaterales se desarrollan a partir de pequeñas venas  preexistentes del sistema venoso portal pero alcanzan  un tamaño exagerado y un trayecto irregular y abigarrado. Nacen del sistema venoso portal previo al obstáculo, y drena al sistema venoso portal posterior al obstáculo. Permiten pues restablecer, en cierta medida, el flujo portal hacia el hígado.

 

No obstante, este paso de sangre no logra descomprimir el sistema y por ello la cavernomatosis portal viene siempre acompañada por una hipertensión portal. La causa principal del  cavernoma  de la vena porta es la trombosis previa. Por lo tanto es un sinónimo de trombosis crónica de la vena porta.

Cavernoma.png
 

Derivación congénita porto cava

Paso de la sangre a través de una comunicación anómala congénita entre una vena del sistema venoso portal y la vena de cava.

 
Veno oclusiva.png

Enfermedad veno oclusiva

Patología resultante de obstrucción concéntrica,  no trombótica,  de la luz de las vénulas centrales hepáticas, en ausencia de lesión primitiva, o trombosis de las venas supra hepáticas.

 
 

Fistula arterio-portal

Trayecto vascular anómalo que comunica  permanentemente, una rama de la arteria hepática, con una rama de la vena porta.

 

Estas fístulas pueden ser malformaciones congénitas o adquiridas secundarias a un  traumatismo o a una  intervención  quirúrgica. A veces, la fístula aparece espontáneamente

Fistula.png

Fistula arterio-venosa hepática

Trayecto vascular anómalo, que comunica entre sí una rama de la arteria hepática y una rama de las venas supra hepáticas.

 

Hiperplasia nodular regenerativa

Alteración en la disposición de las células del parénquima hepático, que forman nódulos (pequeñas bolas) en lugar de tener la disposición normal en columnas.

 

Alrededor de estas  áreas nodulares hay áreas atróficas. Se ha interpretado que estas alteraciones serian producidas por una desigualdad en la  irrigación hepática microscópica, con  zonas mal irrigadas  que se atrofian y zonas bien  irrigadas, que se hipertrofian.

 
Hipertensión portal.png

Hipertensión portal ideopatica

Lesión vascular, que puede desarrollarse a lo largo de todo el  trayecto de la arteria hepática, caracterizado por la dilatación de las paredes arteriales y que comunica con su luz, en forma de saco o un abdomen hinchado.

 

Las causas del aneurisma arterial hepático pueden ser una malformación congénita o secundaria, una infección o el ateroma.

 

Hipertensión portal intrahepática no cirrótica

Hipertensión portal de origen desconocido en ausencia de obstáculo/trombosis detectable en la vena porta o en las venas supra hepáticas y en ausencia de cirrosis. La hipertensión portal intrahepática no cirrótica no se conoce así, con este nombre se engloban diferentes entidades que comparten los mismos síntomas, o una misma entidad que puede tener diferente expresividad. Por ello en la actualidad a la enfermedad que presentan estos pacientes también se le puede denominar:

 

  • Hiperplasia portal idiopática

  • Hiperplasia nodular regenerativa

  • Esclerosis hepatoportal

  • Venopatía portal obliterativa

 

Infarto venoso mesentérico

Necrosis hemorrágica es decir, destrucción de un tejido con  infiltración de sangre de una porción del intestino, debido a una obstrucción de su vena de  drenaje (vena mesentérica superior o inferior).

 

Pielosis hepática

Formación de cavidades de sangre de distintos tamaños (1mm a varios cm), rodeadas por los hepatocitos, en relación con la dilatación no homogénea de las sinusoides hepáticas, que pueden conducir a la forma de auténticos “lagos de sangre”. Una Pielosis puede estar presente en muchas situaciones: Infecciones (tuberculosis pielonefritis, enfermedad por arañazo de gato) Medicamentos (azathioprime, andrógenos), tumores etc..

 

Síndrome de Budd-Chiari

Conjunto de manifestaciones secundarias a una obstrucción del drenaje venoso del hígado, independientemente del lugar donde se localice el obstáculo, desde las vénulas centrales hepáticas hasta la zona de desembocadura en la vena cava inferior, sea cual sea  la causa de la obstrucción.

El síndrome de Budd-Chiari se clasifica primario o secundario.

El Síndrome de Budd-Chiari primario es ocasionado por la obstrucción venosa a nivel Endoluminal o parietal. Más frecuentemente se trata de una trombosis, y más raramente de una membrana (estenosis localizada) o de una estenosis más amplia.

Síndrome de Budd-Chiari secundario se define por una obstrucción por material de origen extravascular (tumor, parásito) o por una compresión extrínseca de las venas supra hepáticas.

El Síndrome de Budd-Chiari primario se asocia frecuentemente a una patología protrombótica subyacente.

Sindrome.png
 

Síndrome de obstrucción sinusoidal

Trastorno caracterizado por una lesión de las células endoteliales de los sinusoides hepáticos, de origen tóxico, conduciendo a su necrosis, su separación y su transporte pasivo hacia la pared de las pequeñas venas hepáticas terminales donde cuelgan provocando su obstrucción. Los principales agentes responsables son: Radiaciones ionizantes, Quimioterapia para el cáncer, Preparación para el trasplante de médula ósea, y diferentes sustancias de origen vegetal como (los alcaloides de la pirrolizidina).

Mesetera superior.png

Trombosis de la vena mesentérica superior

Este se ocasiona por la formación de un trombo en la luz de la vena mesentérica superior.

Siempre descartándose la posibilidad de que exista un Estado protrombótico.

 
 

Trombosis de las venas suprahepáticas

Se origina por la formación de un trombo en la luz de las venas supra hepáticas.

Este término es sinónimo del  síndrome de Budd-Chiari primario.

Muy frecuentemente existe un estado protrombótico subyacente.

Suprahepaticas.png
 
Esplenica.png

Trombosis de las venas esplénicas

Se ocasiona por la formación de un trombo en la luz de la vena esplénica.

Debe descartarse la posibilidad de que exista un estado protrombótico.

 

Trombosis portal

Se origina por la formación de un trombo en la luz  del tronco de la vena porta o de sus ramas izquierda o derecha.

Debe descartarse la posibilidad de la existencia de un estado protrombótico subyacente

Tronvosis portal1.png
 

Venopatia portal obliterativa

Lesiones de las Vénulas portales que culminan en su  obstrucción.

Estas lesiones a menudo se asocian a la presencia de: septos fibrosos, a dilatación sinusoidal, y a hiperplasia Nodular regenerativa.

Las causas conocidas  incluyen la exposición a ciertos tóxicos (arsénico, cloruro de vinilo, sulfato de torio) y algunos Estados protrombóticos.

Las consecuencias se resumen en una  hipertensión portal, generalmente sin impacto en las funciones hepáticas.